Hace unos días Ana Mato desataba una curiosa polémica en torno a si el término "violencia en el entorno familiar" era adecuado para expresar la lamentación por el asesinato de una mujer a manos de su pareja en Roquetas de Mar (Aunque posteriormente ha matizado sus palabras, abdicando y utilizando también los conceptos violencia de género y sobre la mujer).  Así, las críticas han llovido al considerar que al usar dicho concepto se albergaba cierta negación de la violencia de género o violencia machista, los dos términos generalmente más utilizados.