La Constitución de 1978 atribuye a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, en su artículo 104, la misión de proteger el libre ejercicio de los derechos y libertades y garantizar la seguridad ciudadana, misión que es desarrollada por la Ley Orgánica 2/1986, de 13 de marzo, de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, en la que, en su apartado g, del artículo 11, se encomienda, entre otras misiones, a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado investigar los delitos para descubrir y detener a los presuntos culpables, asegurar los instrumentos, efectos y pruebas del delito, poniéndolos a disposición del Juez o Tribunal competente, y elaborar los informes técnicos y periciales procedentes.

Es común entre la comunidad científica considerar que en el estudio de casos se produce un sesgo hacia la verificación en el sentido de que existe una tendencia a confirmar las nociones preconcebidas del investigador. La experiencia de este investigador le ha mostrado que muchos investigadores policiales descansan mucha de su seguridad argumental en lo que denominan “su olfato policial” a la hora de elaborar hipótesis y descubrir indicios que permiten comprobarla, cuando en realidad ignorar otros datos que las falsan totalmente.

Henry Fielding

Image by richardasplen via Flickr

En 1835, el investigador Henry Goddard observó una llamativa protuberancia o abultamiento en un proyectil extraído del cuerpo de la víctima de un asesinato.

n el siglo XVIII aún no existía cuerpo de policía como tal en Londres, en la ciudad de Westminster había un Juez de Paz llamado Henry Fielding al que sucedió, posteriormente, su ayudante y hermano John Fielding. Henry reclutó un pequeño grupo de "ayudantes" en 1749, fueron adscritos directamente a su cargo, representando los inicios de los actuales métodos policiales. Eran conocidos como los Bow Street-Runners y se dedicaban a investigar la delincuencia criminal organizada a pequeña escala utilizando, en un principio, métodos poco ortodoxos e0incluso, alguna que otra vez, métodos no muy legales.

En el estudio del perfil del criminal nos encontramos con diferentes casos que nos llevan a clasificarlos por grupos.

A pesar de la creencia popular, un asesino en serie es un subtipo de asesino múltiple, pero no por eso un asesino múltiple es siempre un asesino en serie.

Éste articulo se puede llevar a término gracias al trabajo de investigación y formación de Juan Francisco Alcaraz Albertos de la Sociedad Española de Investigación de Perfiles Criminológicos (SEIPC)

En su empeño por alcanzar el máximo rigor científico en la elaboración de perfiles psicológicos de delincuentes violentos, los casos elegidos por el perfilador psicológico han de compartir dos características muy concretas: su relevancia y su naturaleza.

Deben ser relevantes por la gravedad de los actos que se contemplan y por las consecuencias que de ellos se derivan. Los casos, delitos violentos como el homicidio y la agresión sexual, muestran variedad de agresores que eligen diferentes tipos de víctimas y que las agreden utilizando diferentes estilos para las mismas conductas, de tal modo que evidencian ser diferentes personalidades que llevan a cabo muy similares comportamientos. Son hechos que provocan un gran sufrimiento a las víctimas y a su entorno, cuando no la muerte, a la vez que provocan un gran daño a la sociedad en la que suceden, que ve mermada su libertad y su derechos fundamentales a la vida y a la seguridad.

Han sido detenidas cinco personas en España y siete en varios países de la península balcánica, entre ellas, el Jefe del “Cártel de los Balcanes”

La investigación ha culminado con la incautación de 368 kilos de cocaína en un alijo llevado a cabo entre Valencia y Pinedo, tras haber sido transbordado desde un barco mercante en alta mar

La Guardia Civil y la Policía de la República de Croacia, en una operación conjunta desarrollada en España, Bosnia i Herzegovina y Croacia, han detenido a doce personas, como presuntas autoras de un delito de tráfico de drogas, y se han incautado de 368 kilos de cocaína, tras su alijo en la costa valenciana.

Entre los detenidos se encuentra el jefe del “Cártel de los Balcanes”.

La operación “MAGOD-DOGMA” comenzó a finales del año pasado en el marco de una investigación en la que han participado la Oficina Nacional de la Agencia Antidroga estadounidense (DEA) en Viena, las Policías de Croacia, Montenegro, Holanda, República Checa, Italia y la Guardia Civil.

Un preso yemení de este famoso centro carcelario fue encontrado muerto en su celda “inconsciente y sin respiración” aparentemente de un suicidio, según declara la cadena televisiva CNN citando a fuentes militares. Las labores de reanimación cardiopulmonar realizadas por el personal sanitario del centro fueron infructuosas y la muerte se certificó minutos más tarde por el médico de este centro. El cuerpo será sometido a autopsia aunque un portavoz militar insistió en que el preso no se ahorcó, sea como fuere, las pruebas forenses hablarán por si solas.

CSI y sus clones muestran algunos de los trabajos más típicos asociados con la medicina forense moderna. Tienen un médico forense, tienen gente que sabe de salpicaduras de sangre, de huellas dactilares, fibras, huellas de neumáticos, balística, y por supuesto el ADN, de suma importancia. Lo que no ven en estos programas, o al menos no habitualmente, son las decenas de trabajos que son tan importantes por no decir cruciales para las investigaciones policiales. Las investigaciones son un esfuerzo de equipo y hay muchos más empleos y especialidades de CSI de lo que podríamos pensar.

TUTUM” es el nombre de la Operación que ha efectuado la Guardia Civil, con la que se ha detenido a 26 personas e intervenido 5 turismos, una furgoneta, 40.000 € en efectivo, herramientas sofisticadas, extractores de bombines de cerraduras, dos inhibidores de frecuencia, 7.000 cajetillas de tabaco de contrabando y numerosa documentación para su estudio, además se han esclarecido 18 robos y recuperado numerosos efectos derivados de las infracciones.

  • El departamento de justicia de E.E.U.U denunciará a la compañía por anunciar drogas
  • Google cobró millones de dolares por aceptar anuncios de farmacéuticas que quebrantaban las leyes de los EEUU.
  • Se calcula que industria farmacéutica y de la salud se gasta alrededor de 1.000 millones de dólares en publicidad online.